Libertador Noticias

Home Economia Tras la crisis interna, cómo sigue la construcción del gasoducto Néstor Kirchner
Tras la crisis interna, cómo sigue la construcción del gasoducto Néstor Kirchner
  • Compartir
  • 31

Tras la crisis interna, cómo sigue la construcción del gasoducto Néstor Kirchner

#política.  Vaca Muerta.- Las demoras en la licitación de la construcción, que recién se lanzó ayer, generan dudas en el sector. El estado del contrato con Techint tras la denuncia de una licitación "a medida". Tensiones con el dólar por las importaciones de energía.


La obra del Gasoducto Néstor Kirchner de Vaca Muerta es la llave para evitar más restricciones en el mercado cambiario (cepo a las importaciones y peligro de devaluación del peso argentino frente al dólar estadouniense) en 2023.

La licitación de los caños se cobró al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y las demoras en el proceso amenazan la estabilidad del dólar en el próximo bienio, el cumplimiento de las metas con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y agrega incertidumbre sobre la esperada baja de la inflación.

La crónica falta de divisas en la economía argentina también fue causante de la Crisis política. Mientras la vicepresidenta Cristina Kirchner pide que Techint (el holding multinacional liderado por Paolo Rocca) produzca en Argentina la chapa laminada necesaria para los tubos con costura que se instalarán en el nuevo gasoducto, las especificaciones de la licitación solamente dejaron la posibilidad de que los planchones de acero se fabriquen en una planta de Brasil que pertenece en parte a la propia Techint.


SIAT Tenaris necesita comprarle los dólares a tipo de cambio oficial al Banco Central (BCRA) en menos de un año para girar al país vecino e importarse a sí misma, antes de terminar el proceso en su planta bonaerense de Valentín Alsina.


Hasta el momento, está pendiente la firma del contrato con quien fue la única empresa que se presentó a la licitación para proveer los caños (firmas de China declararon su interés, pero desistieron de hacer una oferta). Después de eso, el Gobierno girará un anticipo en torno a los u$s 220 millones, sobre un costo total de esta etapa cercano a los u$s 436 millones.


TE PUEDE INTERESAR